Me llamo María Rasskazova. Nací en 1987 en Moscú. Desde mi infancia, mi vida estaba conectada con bellas artes. Mi madre notó mi talento en sentir de colores y en la composición en mis dibujos de infancia, y por lo tanto me llevó a la escuela de arte. Y así, cuando llegó el momento de empezar mi carrera profesional, la elección fue acertada: ingresé a estudiar en el El Instituto Estatal de Arquitectura de Moscú (MArhI), y me gradué con éxito en el 2010.

Después de la graduación, tuve la suerte de trabajar en uno de los estudios de arquitectura y diseño más famosos en Rusia (SpeeCH). Tres años de experiencia concentrada, a veces no fácil, pero siempre interesante, me permitieron comenzar un trabajo independiente como diseñadora de interiores de espacios residenciales y públicos. Desde el 2015, resido y trabajo en Barcelona en diseño de interiores.

¡Amo mi profesión! Sé hacerlo, lo siento y lo entiendo. Por mi profesión de arquitecta, debo decir que mi educación principal me ayuda mucho en mi trabajo, para una comprensión más profunda y delicada del tema. Al describir mi enfoque en el trabajo, puedo decir que soy responsable y sistemática. Pero también entiendo lo importante que es combinar la funcionalidad al planificar el espacio con buen gusto, estilo y estética. Siempre trato de escuchar y entender al cliente, comprender sus necesidades y hacer cada proyecto individual, darle vida y de alguna manera hacerlo único y especial.

En cada proyecto pongo parte de mi alma, y lo vivo desde el primer día del proyecto hasta el último día de la obra.